VIRGO

Estás empezando un nuevo año cuyo devenir está escrito en tus estrellas, que son muchas y llenas de buenos presagios. Tienes la fortuna de haber nacido en un cielo bellísimo, y como todo se pega, incluso la belleza, tienes lo más importante: una visión positiva de las cosas y de las personas. Estás más inclinad@ a ver el lado bueno, con lo que haces mucho más agradable tu vida y la de los que te rodean. No sólo eso, tu belleza interior actúa a manera de imán y es inductora de belleza y de buena disposición de ánimo también en l@s demás. Tus maneras son atentas y respetuosas, tienes sumamente dominada y acrisolada tu agresividad; por eso, si te has de defender, e incluso si has de atacar, lo haces con tal gracia que hasta se te pueden dar las gracias. Tu vigilancia atenta a lo largo de todo el año decidirá que los agujeros negros se queden allá arriba entre las galaxias y no manden hacia ti su influencia negativa.

Basta saber qué entendían los romanos por Virgo para deducir fácilmente qué les ofrecen, o qué les imponen las estrellas a quienes nacieron en la más bella de las constelaciones. Virgo es una palabra de la familia de vireo, que significa estar verde, ser tiern@. Y ése es, en efecto, el significado de Virgo: mocita. La vida de una mocita se caracteriza por la jovialidad propia de su juventud y de la niñez que apenas ha abandonado. Tímida, y poco segura de sus fuerzas, pero animosa y voluntariosa. Imaginativa y soñadora, con los ojos puestos en los aspectos nuevos que va descubriendo en la vida y en las personas. Enamoradiza, inclinada a ver el lado bueno de todo. Dócil, pero celosa de su personalidad. Muy confiada, pero protegida por un instinto sutil que la guarda de los peligros. Dominada, en fin, toda su conducta por una alegría de vivir ligeramente frenada por la prudencia.

Augurios:

Si eres consciente de las vibraciones positivas que corresponden a tu signo, no tienes más que dejarte llevar por tu instinto para que las cosas te salgan bien. No intentes racionalizar demasiado, que eso puede paralizarte. Recuerda: el instinto es más potente que la razón. Cultiva a fondo tu intuición, cree en ella y te irá muy bien. Está escrito en las estrellas.

El positivismo y las ganas de vivir son el mejor equipaje para adentrarse por los tortuosos senderos de la vida. El mal no es nunca la norma, sino la excepción. Basta aguzar el instinto, más que la razón, para huir de él. Con esto sólo, llegarás donde te propongas; conseguirás contagiar de tu positivismo e implicar a quienes te rodean.

Portada   |  Astrologia  |  Horóscopo Virgo