Archivos

rel


    Twitter Facebook Google Plus LinkedIn RSS Feed Email

MÁLAGA, TAN CONOCIDA Y TANTO POR DESCUBRIR

MÁLAGA, TAN CONOCIDA Y TANTO POR DESCUBRIR  

Málaga, esa provincia  milenaria y cosmopolita en el pasado, que hoy en día conserva intactas sus raíces históricas. Si en tiempos remotos fue testigo de los orígenes del hombre y de la cultura mediterránea, hoy convertida en primera potencia de la industria turística andaluza, mantiene viva su tradición de tierra acogedora y creativa.

Málaga, la que todos conocen y hablan de ella, de su Semana Santa, de sus playas, del verano, de su costa, y tantos y tantos que aún no han visitado y que ya parece que estuvieron allí de tanto como oyen hablar de ella y ellos mismos comentan.

Málaga marinera en su litoral donde nunca es invierno; de vocación serrana, tierra adentro, donde la naturaleza se muestra en todo su esplendor. Pueblos blancos de hermosa arquitectura, envueltos en románticas leyendas, ponen su punto de luz en los recónditos valles donde la vida discurre plácidamente. Y desde la alta sierra la mirada abarca el horizonte hasta perderse en la inmensidad azul del mar.

Aunque hace unos años era sobre todo conocida por su famosísima Costa del Sol, desde hace un tiempo es toda la provincia, encabezada por su capital, la que atrae el turismo de forma constante y sin distinción de temporadas porque en Málaga siempre es alta dada la climatología benigna de la que disfruta.

Lo asequible de la zona y que simplemente en dos días, un fin de semana, es suficiente para disfrutar de sus atractivos y sus paisajes tanto de mar como de montaña y de una agenda cultural que les mantendrá ocupado todo el año.

Dos días, un fin de semana que se les pasa en ocasiones sin saber qué hacer, es suficiente para conocer y enamorarse de una provincia que tiene atractivos suficientes para todos los fines de semana que deseen, o para una vida si quieren, porque cada vez son más los que se asientan en ella de manera definitiva.

Y no solo la capital o su conocidísima Costa, sino los desconocidos y bellísimos pueblos de la provincia, que cada vez se convierten en destino del turismo, y en muchos casos en esa nueva residencia de tantas personas enamoradas de esta provincia encantadora.

No lo piensen más, visiten Revista de Expedia y vayan a descubrir personalmente esa provincia que ya conocen por boca de otros y por las informaciones que sobre ella escuchan tan a menudo. Volverán.