click here!

ARTICULOS - POLÍTICA

DEMÓCRATAS DE PACOTILLA

En qué se parecen el presidente del nacionalismo servio y el presidente del nacionalismo vasco ante las elecciones? ¿Y en qué se parecen ambos al führer del nacionalismo alemán hace setenta años? ¿Y en qué se parece Fujimori a los tres anteriores? Es innegable que en cuanto a su amor y respeto por las urnas, algo tienen en común: todos ellos pasan por la democracia y le siguen el juego con el único objetivo de alcanzar el poder; y mientras están en esa fase de su carrera van de demócratas y son absolutamente rigurosos en exigir a los demás que cumplan fielmente las reglas del juego de la democracia; es que teniendo como tienen previsto el jugar haciendo trampas, no pueden consentir que nadie más las haga, con lo que se convierten en celosos guardianes de la democracia y en maestros, y exigen por ello ser llamados demócratas y formar parte de la que llaman los ingenuos del otro bando "unidad de los demócratas". Y esto funciona así porque hasta el que para nosotros debería ser sagrado nombre de la democracia, nos lo hemos dejado arrebatar por los enemigos de la democracia. Y aceptamos llamarles demócratas sólo porque participan en el juego electoral mientras pueden ganar algo en él; pero que sostienen doctrinas totalmente antidemocráticas y por eso no se ruborizan lo más mínimo por hacer trampas descaradas en el juego, ni les tiemblan las manos a la hora de romper la baraja. Son demócratas de pacotilla; son esos fardos exentos de impuestos, todo ganancia, que hemos admitido en la frágil nave de la democracia, que al no ir estibados como los demás, van dando bandazos a uno y otro lado, hasta desestabilizar el resto del cargamento y haciendo zozobrar la nave en que viajan. Ya les parece bien que se vaya a pique la nave de la democracia una vez cumplida su misión de llevarlos al poder. El error de los demócratas fue darles el mando de la nave y permitirles meter en ella sus propios fardos libres de fletes y de impuestos; fue consentirles toda clase de contrabando, incluso en competencia desleal con los armadores de la nave; su error fue ir haciendo la vista gorda a cosas cada vez más gordas. Porque pasan esas cosas, en la navegación civil se les ha retirado a los capitanes y tripulantes de la nave el derecho de pacotilla. Pero en la navegación política las cosas no se llevan con la misma seriedad y rigor que en la empresa privada, porque al ser la nave de todos no es de nadie, y hasta el más lerdo puede hacer en ella de su capa un sayo. Así Milósevich, que se ha pillado los dedos en las elecciones, está maniobrando para dejarlas sin efecto mediante la segunda vuelta o mediante un golpe de efecto. Fujimori está en situación parecida: acaba de acceder al poder mediante unas elecciones que le salieron mal; y para detener el escándalo de Montesinos, anuncia unas elecciones que hará todo lo posible por no convocar. Ibarretxe está en el país vasco en K.O. técnico, y por tanto en la obligación de convocar elecciones, pero no lo hará porque le dan pánico. También Hitler jugó a demócrata, cómo no, y tiró de elecciones hasta que alcanzó el poder; un poder que convirtió en absoluto tan pronto como lo tuvo en las manos, librándose así de convocar nuevas elecciones. Mala señal, malos vientos soplan para la democracia y para los que creen en la pluralidad y en la alternancia política, cuando los políticos les tienen pánico a las elecciones. Allí donde esas cosas ocurren, no es como para estar tranquilos. Esos tales sólo se abrazan a la democracia para usar y abusar de ella. Luego la dejan tirada y levantan el vuelo hacia hacia su unidad de destino en lo universal.

DirecToSpain: Destination management company spain.
Benabola Hotel & Apartments: Hotel in Puerto Banus.
Costamueble, Tu tienda de Muebles Online: Costamueble.
Club Hípico Samuel Oliva: Club Hípico fuengirola.