MARTÍN

Martín es uno de esos nombres populares que ejercen una poderosa atracción, de manera que lo encontramos por doquier. Empezando por el mismísimo Arco Iris, cuyo nombre popular es el de Arco de San Martín, continuando con el veranillo de San Martín y prosiguiendo por el pájaro martín pescador.

San Martín de Tours (sigloIV) causó impacto no sólo en Francia, sino en toda la cristiandad. La anécdota de la capa, que partió en dos mitades para compartirla con un pobre aterido de frío, ha traspasado siglos y fronteras. Los reyes de Francia conservaron en palacio, como reliquia preciadísima, la media capa que se quedó Martín. Al lugar donde la conservaban, le pusieron el nombre latino del objeto: "capella" (capilla, diminutivo de capa, porque sólo era media). Al trasladar Carlomagno su corte a Aquisgrán (Aix), se llevó también la reliquia de San Martín, considerada tan importante que formó parte del nombre de la ciudad: Aix-la-Chapelle. De ahí les viene a los pequeños oratorios de las casas el llamarse "capilla": de la capa de San Martín.

Martín es el nombre de una pléyade de santos; es un nombre geográfico abundantemente repetido; fue el nombre de cinco papas, de varios reyes de Aragón y Sicilia y de gran número de personejes que se han hecho acreedores a nuestro agradecimiento por sus aportaciones a la ciencia, a la literatura y al arte.

La iconografía de San Martín es muy abundante, por lo que los afortunados que lucen este nombre pueden adornarlo con bellísimas imágenes. Cabe mencionar, por citar sólo dos, el retablo de San Martín de Provençals y el cuadro del Greco.

Martín es también el nombre de un ave que se alimenta de peces: el Martín pescador. Es un pájaro simpático, de buen porte. El medio de subsistencia que ha elegido le ha obligado a desarrollar cualidades muy singulares.

Martín es un nombre que hemos heredado de los romanos. Es un derivado de Marte. Está muy difundido en toda Europa y en América. Coinciden en él tantos personajes, tantas y tan variadas circunstancias, que lo hacen un nombre de muy buen llevar.