RAIMUNDO

San Raimundo de Peñafort, patrón de los abogados

Procede de Ragin-mund y significa "consejo protector". Es uno de los muchos nombres germánicos que nos trajeron los godos. Se diría que condicionó de alguna manera a San Raimundo de Peñafort, que se distinguió por su prudencia y su consejo, que orientó especialmente a la protección de la colectividad.

Nació en el castillo familiar de Peñafort, provincia de Barcelona, hacia el 1175. Desde su juventud destacó en Derecho eclesiástico y derecho civil, por lo que además de enseñar en las universidades de Bolonia y Barcelona, fue consejero para temas jurídicos de papas y reyes. Entró en la Orden de los dominicos en Barcelona y ayudó a San Pedro Nolasco en la fundación de la Orden Mercedaria, cuya misión esencial era la redención de los cristianos que caían cautivos de los sarracenos. Fue confesor de Jaime I de Aragón, casado con Leonor de Castilla, e intervino en el divorcio de ambos. Fue nombrado por el cardenal-obispo de Sabina, teólogo de su legación en los reinos de Aragón y Castilla. Hombre de confianza de éste, le precedía Raimundo preparando las negociaciones y predicando, en especial a los mudéjares, por quienes sentía predilección. El papa Gregorio IX le encomendó la predicación de la cruzada a favor de la expedición aragonesa contra Mallorca y a petición suya instituyó el tribunal de la Inquisición en Aragón. Fue nombrado capellán y penitenciario del Papa, que le encargó la compilación de las Decretales promulgadas en 1234. Estando en este cargo, consiguió la bula aprobatoria de la Orden mercedaria. Fue maestro general de los dominicos para los que redactó nuevas constituciones. De vuelta a Barcelona se dedicó a la conversión de los judíos. Animó a Santo Tomás de Aquino a publicar la Summa contra gentes. Él por su parte escribió la Summa de poenitentia et matrimonio, la Summa casuum y la Summa pastoralis. Murió en Barcelona, el año 1275.

San Raimundo de Capua (1330-1399), dominico, es conocido sobre todo por haber sido primero el director espiritual y luego el biógrafo de Santa Catalina de Siena. Su fiesta se celebra el 26 de octubre.

San Raimundo de Fitero. Se sabe que murió en 1163, en la villa de Ciruelos. Monje cisterciense que fundó entre otras la abadía de Fitero (Navarra). Sus fundaciones tuvieron bastante que ver con la repoblación de los territorios conquistados a los árabes, especialmente en el campo de Calatrava.En el condado de Tolosa siete condes llevaron el nombre de Raimundo, desde el año 852 (Raimundo I), hasta el 1249 (Raimundo VII), en que se anexionó el condado a Francia. Y en el condado de Trípoli los Raimundo llegaron al ordinal IV.

Siendo Ramón un nombre del mismo origen, se mantiene la distinción con los Raimundo, espléndidamente representados unos y otros. ¡Felicidades!